Según Hostelería de España, un 40% de negocios en el sector de la restauración están dirigidos por mujeres. Cifra que demuestra que, aunque aún queda camino por recorrer respecto a la paridad al frente de las cocinas, el panorama gastronómico español está cambiando y cada vez son más las mujeres que se ponen al frente de grandes proyectos culinarios consiguiendo éxito y reconocimiento.

Just Eat explica que ofrece diferentes propuestas de varias de las chefs más destacadas del país, entre ellas Lucía Freitas, quien se acaba de sumar a la plataforma con su propuesta de delivery Misto Na Casa, Begoña Rodrigo (Anarkia), María Gómez (Cosa Santa by Magoga), Vivian Bonomi (Bartolomeo Kitchen), Johanna von Müller-Klingspor (Murillo Café y Velazquez 17) o Paloma Fang (Ninja Ramen). Referentes culinarios que han sabido adaptarse a las necesidades del momento ofreciendo sus propuestas y platos a domicilio.

El alma de A Tafona se lanza al delivery con Misto Lucía Freitas Na Casa

Lucía Freitas siempre ha sabido que los fogones eran lo suyo. Tras años de aprendizaje por diferentes puntos del país y de la mano de los grandes de la gastronomía, como Jordi Roca (Celler de Can Roca) o Pepe Rodríguez (Bohío), Lucía volvió a su tierra natal para hacer realidad su sueño: abrir su propio restaurante, llamado A Tafona, en Santiago de Compostela, que nació como una casa de comidas en la que pretendía abrir a todo el público una cocina más elaborada. Sus conocimientos y su dedicación la llevaron a convertirse en una de las chefs indispensables del panorama gastronómico español, consiguiendo su primera estrella Michelin. Lucía, en su empeño por seguir ofreciendo los mejores platos en cualquier circunstancia, se lanza al delivery con su propuesta Misto Lucía Freitas Na Casa, con platos a domicilio como los nachos a la gallega, con queso Arzúa Ulloa y pimiento del padrón, hamburguesas como la Japan o Indian Burger, o el curri de pulpo y fabas de Lourenzá.

“Para mí la cocina es una profesión que nos lleva a aprender constantemente y a adaptarnos a las circunstancias que nos llegan. Siempre hay que innovar para no perder la chispa y estar pendiente de lo que le gusta a nuestro público para ofrecer experiencias a la altura de sus expectativas. Este es el motivo principal de habernos lanzado al delivery, ya que lo que están demandando ahora nuestros comensales es poder disfrutar de la alta cocina en sus casas igual que en el restaurante”, comenta Lucía.

Begoña Rodrigo, estilo y personalidad en Anarkia

Begoña Rodrigo es uno de los nombres más reconocidos del panorama gastronómico actual. Tras muchos años de trabajo, consiguió su merecido reconocimiento al recibir una estrella Michelin por su proyecto La Salita. Su inquietud, sus conocimientos gastronómicos obtenidos de sus numerosos viajes y su afán por enriquecer su talento en la cocina, le llevan a unir todos sus proyectos bajo el nombre de Anarkia (Valencia), un concepto que define muy bien sus ideas, alocadas con un poco de allí y otro de allá. En su carta, se pueden encontrar platos como las icónicas berlinas de La Salita, rellenas de huevo frito en aceite de anguila y anguila ahumada, la ensaladilla de ostra, los tacos de costillas ibéricas a la barbacoa o la lasaña Anarkia.

“En un día como hoy es importante echar la vista atrás y ver qué hemos hecho para llegar hasta aquí. Creo que mantener un estilo propio es lo que nos ha ayudado, tanto a mí como al equipo de Anarkia, a conseguir que nuestro proyecto funcione. Creo que es importante innovar y arriesgar, pero siempre manteniendo la esencia que nos hace únicos, que nos diferencia. Y eso es lo que hemos querido mantener también con nuestro servicio de delivery. Trabajar duro para que la gente pueda disfrutar desde casa de una buena experiencia, de un momento que recuerden y se lleven consigo”, afirma la chef Begoña Rodrigo.

Cosa Santa by Magoga un estrella Michelin liderado por María Gómez

Para cumplir el sueño que tenía desde la infancia, el de ser cocinera, María se formó en la Escuela Aiala de Karlos Arguiñano y en el Basque Culinary Center de San Sebastián. Después, compartió cocina con chefs de la talla de Juan Mari Arzak y Ferran Adriá, junto a quienes aprendió a perfeccionar sus técnicas. Al frente de Cosa Santa by Magoga (Cartagena) y gracias a su especial sensibilidad, ha conseguido, entre otros premios, una estrella Michelin. Hace unos meses, Cosa Santa by Magoga inició el viaje del envío a domicilio de la mano de Just Eat, convirtiéndose en el primer restaurante con estrella Michelin en incorporarse a la plataforma. Desde casa, se puede disfrutar de platos como su clásica ensaladilla con “espaguetis de mar”, el arroz bomba de Calasparra al estilo a banda terminado en horno de leña con alioli cítrico, el tartar de atún con aguacate y caviar de mújol y la torta casera de panocha, rellena de chato murciano ahumado, con cilantro, limón a la brasa y crujiente de yuca, entre otros platos.

En palabras de María Gómez, “haber llegado hasta aquí es fruto de haber hecho lo que más me gusta. No ha sido un camino fácil, y no lo es aún para muchas mujeres, pero es cierto que poco a poco la cosa va cambiando y vamos siendo reconocidas y ocupando nuestro lugar. En mi caso, el esfuerzo constante, el cariño y el apoyo y compromiso de mi familia, han sido las claves que me han llevado hasta aquí. Y así seguimos haciéndolo tanto en nuestro restaurante como en nuestro servicio a domicilio, en el que ponemos mucho mimo y cuidado para que nuestros comensales puedan seguir disfrutándonos en casa”.

Vivian Bonomi, tras los fogones de Bartolomeo Kitchen

De ascendencia italiana, esta venezolana se crió entre platos de nuestro país vecino y los propios de su país de origen. Vivian ha seguido descubriendo sabores a través de sus viajes, empapándose de recetas y decidiéndose a plasmarlas en su proyecto profesional: Bartolomeo Kitchen en General Pardiñas 36 (Madrid). En la carta a domicilio de este espacio de cocina internacional fusión de base ítalo-venezolana se pueden encontrar platos como los tequeños de queso, la melanzane alla parmigiana, el osobuco in gremolata con gnocchi de plátano o la arepa de asado negro criollo.

Johanna von Müller-Klingspor, al frente de dos clásicos madrileños

Esta restauradora venezolana es un ejemplo de emprendimiento. Con sus socios Eliza y Maite Arcaya y Guillermo Teixeira, ha puesto en marcha el proyecto El Velázquez 17 y revivido el histórico Murillo Café, un clásico de la capital. Con un menú basado en tapas tradicionales y platos ligeros preparados al grill, desde Murillo Café y El Velázquez 17 ofrecen a domicilio propuestas como el ceviche de corvina, las crepes de pato, la hamburguesa chipotle o el milhojas de maracuyá.

Paloma Fang, una ninja de la cocina (Ninja Ramen)

Paloma Fang es una madrileña con ascendencia japonesa que, inspirada por sus padres, quienes se han dedicado al sector de la restauración desde siempre, decidió emprender su propia aventura abriendo en 2015 Ninja Ramen, un restaurante en Madrid de fusión tradicional y moderno, especializado en platos típicos de la gastronomía nipona. Desde que se unió a Just Eat, los madrileños pueden disfrutar desde el salón de sus hogares no solo de la diversidad de ramen, plato estrella del local, si no de otros como las Okonomiyaki, típicas tortillas japonesas, los baos (los hay de lomo ibérico, pollo de corral o pato pekinés) y como no, el sushi.

Mujeres que destacan por su capacidad, dedicación y esfuerzo constante que han demostrado que, con tenacidad, se puede conseguir llegar a lo más alto en lo que a fogones se refiere.