En plena Navidad la familia de Grosso Napoletano celebra su segunda apertura en Barcelona. Tras abrir su primer local a principios del pasado verano, la cadena inaugura nuevo local en el Passeig de Sant Joan número 25, en pleno Eixample y a pocos metros del Parc de la Ciutadella. La joven compañía española continúa así con su propósito de llegar al mayor número de personas posibles con su auténtica pizza napolitana.

Este nuevo restaurante supone el cuarto local que la cadena abre fuera de Madrid, tras su reciente apertura en Zaragoza este otoño. Se trata de un local que cuenta con una capacidad para más de 80 personas, repartidas entre la sala interior y la terraza. La atmósfera de este nuevo restaurante sigue la estela del inconfundible estilo que se inspira en los locales de estética industrial de Nueva York, pero con toques de la esencia napolitana, teniendo siempre al horno de leña como protagonista y como uno de los ejes centrales. No obstante, cada uno de los restaurantes tiene su personalidad propia.

«Esta segunda apertura en Barcelona significa nuestra consolidación en la capital catalana. También supone un paso más para avanzar en nuestro plan de expansión nacional que cogerá velocidad en 2022. Hemos reforzado con piezas claves el equipo de Grosso Napoletano y estamos trabajando muy intensamente en consolidar el modelo de cara a poder acercar la auténtica pizza napolitana a las principales ciudades de España», cuenta Bruno González Calvo, Partner & Managing director de Grosso Napoletano.

La cadena dispone, además, de servicio a domicilio en exclusiva de la mano de Glovo en sus dos locales de Barcelona.

Generated by Feedzy